Sobrevivir a la cena de empresa

Anochece a las 6 de la tarde. Los juguetes protagonizan los anuncios de televisión. Las calles se llenan de luces. De las ventanas de los edificios cuelgan cientos de Papá Noeles. Los supermercados se llenan de turrones y polvorones. La Navidad está a la vuelta de la esquina y, con ella, vienen las famosas y temidas cenas de empresa.

La cena de Navidad de la empresa es un momento decisivo. En este evento reina la comida y el alcohol, las jerarquías casi desaparecen en un contexto totalmente diferente al que se enfrenta uno cada día en la oficina. Por ello hoy queremos darte una serie de pautas y consejos que te ayudarán a sobrevivir a la temida cena de navidad de empresa.

cena empresaLa vestimenta

Está claro que, aunque vayas a cenar con la gente de la oficina, no vas a la oficina, por lo que no deberías ir vestido igual. Tampoco vas a a una boda ni a la gala de los Oscar, por lo que es recomendable que no te vistas excesivamente elegante. Nuestro consejo es que elijas prendas que te hagan ver un poco más elegante de lo normal, pero lo más discreto posible.

Puntualidad

Es muy importante llegar puntual a este tipo de eventos. Pero ser puntual no significa llegar el primero. De hecho, si llegas el primero puede que te toque lidiar con algún momento incómodo si la siguiente persona en llegar después de ti es alguien con quien no tienes mucho trato. Nuestra recomendación es que llegues unos 5 minutos tarde. Seguro que hay quien llega antes que tú y también habrá quien llegue más tarde.

Por otro lado, no seas el último en irte. Es una cena de empresa, no una cena de tus amigos del colegio. Ser el último en irse da muy mala imagen, sobre todo si al día siguiente trabajas.

La comida

En este tipo de eventos reina la comida. Es muy importante que no te quejes de esta, ya que te están invitando. También es importante que cuides tus modales y que respetes ciertas normas de protocolo. Por otro lado, te recomendamos que comas lo que necesites pero sin pasarte, ya que en estas cenas suelen darse problemas de empachos.

La bebida

El alcohol suele ser una trampa en este tipo de cenas. Casi todo el mundo bebe algo de alcohol en las cenas de Navidad, ya sean de familia, de empresa o de amigos. Has de controlarte porque el alcohol, como todos sabemos, se adueña de nuestro cerebro y nos hace decir y hacer cosas de las que nos podemos arrepentir. No te decimos que no bebas ni una gota, sino que, cuando te notes un poco mareado, dejes la copa en un lado y bebas agua o algún tipo de refresco.

Cómo comportarse

cena empresa

El comportamiento que tengas en estas cenas es determinante. Estás en un contexto completamente diferente a la oficina pero las jerarquías siguen existiendo. Aunque no existe ninguna guía de cómo debes comportarte, hay ciertas acciones que son de sentido común. Evita marginarte y siéntate con las personas con las que estés más cómodo y a gusto. Tampoco te cierres a entablar conversaciones con personas con las que no estás acostumbrado a tratar. Cuida tus modales y evita acaparar toda la atención.

Las conversaciones

Los temas de conversación son una preocupación para la mayoría de las personas. En este tipo de cenas has de evitar temas de conversación sobre política y religión, ya que cada uno tiene sus creencias e idiologías y es muy fácil que se de el conflicto. Por otro lado, evita los chismes y los cotilleos porque estos suelen decir más sobre la persona que los cuenta que sobre el sujeto del que se habla. Hablar de trabajo tampoco es una buena idea, esos temas mejor déjalos para la oficina.

Evita ser el charlatán de la cena y deja que todos participen en la conversación. Tampoco te hagas el graciosillo ni seas demasiado serio.

[Total:1    Promedio:4/5]

¿Te ha gustado este artículo? Ayúdanos a difundirlo compartiéndolo en tus redes sociales y sigue atento a las novedades en nuestro blog, en facebook y twitter.

¡Muchas gracias por compartirlo!