«Selfieccino», el café que lo peta en Instagram

Nos gusta el café y nos gusta tomárnoslo de todas las maneras posibles, con espuma, sin espuma, con dibujos, con formas en la espuma…

En otra entrada hablamos de la espuma con branding, el café con el que las marcas plasmaban sus logos, como Louis Vuitton o Chanel.

Y ahora llega… ¡El «Selfieccino»! Si te gusta hacerte selfies, ahora puedes tomarte un café con tu propia cara estampada en la espuma, o la imagen que más te apetezca. La idea surge después de que una cafetería en Los Angeles plasmara la cara de Ryan Gosling en la espuma de un café, tras el éxito de La La Land y, claro, la idea se hizo viral y The Tea Terrace aprovechó esto, pasando a ser el primer sitio en Europa que ofrece tomarte el café de esta forma, pudiendo saborear tu propio autorretrato.

Resultado de imagen de selfieccinoResultado de imagen de selfieccino

¿Cómo es posible? El secreto de este café personalizado está en la espuma… Y en una máquina que imprime la fotografía que elijas en una tinta comestible que simula al cacao o la canela y lo imprime en la espuma.

Para poder tomarte este café, debes enviar la imagen a través de una app online al barista, que se manda a la máquina «Cino», y puedes elegir entre tomar un café o un chocolate. El proceso de impresión tarda alrededor de 4 minutos antes de que la imagen se copie en la espuma.

En entradas pasadas te enseñábamos cómo fotografiar tu café, ya que todos sabemos que la mejor parte de tomarte un buen café, a parte de tomarlo en una taza bonita y en un lugar acogedor, es sacarle una foto. Así que el «Selfieccino» no podía ser menos: antes de disfrutarlo, hay que fotografiarlo.

Beberte tu propio autorretrato te costará el precio de 8 euros, eso sí, con viaje a Londres incluido.

[Total:7    Promedio:4.1/5]

¿Te ha gustado este artículo? Ayúdanos a difundirlo compartiéndolo en tus redes sociales y sigue atento a las novedades en nuestro blog, en facebook y twitter.

¡Muchas gracias por compartirlo!